Skip to content
¿Quien llama?

Información importante sobre el 910105010

910105010: ¿quién es?

A pesar de que ya hace varios días que te están llamando desde esta línea, no sabes bien de qué va la llamada. Sin importar el horario o el momento (se contactan cuando estás durmiendo o trabajando, y hasta en domingo) te importunan con una comunicación que no deseas ni esperas. ¿Quiénes están detrás del 910105010? Aquí te lo explicamos.

Comunicaciones desde el 910105010

Hemos analizado cientos de comentarios en foros, denuncias y quejas de usuarios en toda España, que se han visto acosados al igual que tú por el número 910105010. La mayor parte de las comunicaciones siguen el mismo patrón: en muchísimos casos, cortan apenas descuelgas el teléfono y si quieres devolver la llamada, salta un contestador que dice “número no existente”.

En los casos en que efectivamente te hablan del otro lado, es para decirte que es necesario que te comuniques todos los días a X número de línea para no perder tu cobertura de gas, luz o teléfono, pues ha habido un error o problema en tal empresa proveedora.

Sin duda alguna, esto huele bastante raro. Si quieres saber más sobre cómo actuar con las llamadas del 910105010, pasa al próximo apartado.

Llamadas sospechosas: 910105010
Todo sobre el número 910105010

Consejos sobre llamadas del 910105010

Como seguramente habrás intuido, es muy probable que nos encontremos delante de un intento de estafa. En primer lugar, nadie sabe cómo esta gente consigue tus datos personales para contactarte (a veces lo hacen tanto al teléfono móvil como al fijo), y en segundo, si llaman y cortan es porque hay un sistema informático –de un call center, por ejemplo- que está tratando de comunicarse automáticamente, lo cual es sinónimo de spam.

En muchas ocasiones, llamadas como las del número 910105010 consisten en comprobaciones de línea, que buscan verificar que un teléfono esté activo para seguir importunando a su dueño más adelante. Debes tener cuidado y bloquear cualquier número desde el que te llamen muy seguido, para evitar el acoso telefónico. Y nunca accedas a dar datos personales o dejar entrar a tu casa a desconocidos. No importa qué tan confiable suene la voz del otro lado: podrías llevarte una sorpresa desagradable.